Para conservar tus zapatos y bolsos en las más óptimas condiciones, recomendamos:
Limpiarlos sólo de ser necesario, con agua y un paño blanco para colores claros y paño oscuro para colores café, azul oscuro, grises y negro.
Dejar secar la humedad a la sombra.

Para manejar carro o moto debes tener cuidado con la fricción que implica esa actividad para el producto (parte trasera y tacón).

Un par de zapatos nuevos preferiblemente no deben ser usados por muchas horas consecutivas.
Una vez los pies están completamente acostumbrados a los zapatos, puedes empezar a usarlos todo el día.

Debes tener especial cuidado con el pantalón o jean que uses; ya que debido al tratamiento de tintura utilizado en ellos, es posible que el color de esa prenda se trasfiera a tus zapatos.

Los productos de la línea de joyería tienen baño de oro y plata.
Consérvalo en buen estado y ten en cuenta lo siguiente:

• No le apliques perfume o crema.
• No te metas a la piscina ni al mar con tu joya, los químicos pueden alterar su color.
• Guárdala en un lugar seco y fresco.
• Límpiala ocasionalmente con un trapo seco.